Cómo aliviar el dolor de la estenosis espinal sin drogas ni cirugía columna vertebral operacion de columna lumbar recuperacion

La columna vertebral humana es una estructura biológica muy compleja. La columna vertebral se compone de 26 discos de hueso llamados “vértebras”. Los complejos mecanismos y estructuras de la columna vertebral nos permiten doblarnos en cualquier dirección. La columna tiene un sistema eléctrico llamado “nervios” que transmiten mensajes electroquímicos complejas a nuestros órganos, músculos y otras estructuras óseas del esqueleto (brazos, manos, pies) que se conectan al cerebro, nuestro sistema informático biológica.

Hay una amplia variedad de lesiones y enfermedades que pueden afectar al correcto funcionamiento de la columna vertebral. Las infecciones, lesiones y tumores pueden dar lugar a diferentes problemas en la columna vertebral, como la estenosis espinal, artritis, escoliosis, una hernia de disco o fracturas por compresión.


En este artículo, nos centraremos en una única lesión de la médula, la estenosis espinal, y cómo el dolor de esta puede ser mejorada mediante el cuidado quiropráctico.

En su definición más simple, la estenosis espinal es un estrechamiento de la columna vertebral que ejerce presión sobre los nervios espinales. La estenosis espinal suele afectar a las personas mayores de los 50 años y la población de edad avanzada en general.

Como algunas personas de edad, las articulaciones de la columna se convierten artríticas y forman espolones de hueso. Los ligamentos se engrosan, y los discos pueden colapsar y sobresalir en el canal espinal. Ya que existe una cantidad limitada de espacio dentro del canal espinal, estas intrusiones ponen presión sobre los nervios. Como consecuencia, a menudo hay dolor de espalda y de la pierna, que puede ser agravada por estar de pie o caminar.

Los síntomas de la estenosis espinal son variados y pueden incluir dolor en el cuello o la espalda, en los brazos y las piernas, rigidez, debilidad o por ejemplo problemas en los pies. El tratamiento médico tradicional consiste en cirugía, medicamentos, aparatos ortopédicos y fisioterapia.

En algunos de los casos más graves, no es suficiente la medicación para aliviar el dolor, y las inyecciones epidurales se utilizan para suprimir los impulsos nervio-dolor. Cuando incluso las inyecciones de esteroides no funcionan, el tratamiento quirúrgico de descompresión puede ser recomendado. Ambos de estos tratamientos son invasivo y potencialmente peligrosos. Es por esto que el tratamiento quiropráctico de la estenosis espinal puede ser una mejor opción.

Dado que la principal causa de dolor en la estenosis espinal es la compresión y estrechamiento del canal espinal presionando sobre los nervios, el tratamiento quiropráctico eficaz implicaría la manipulación de la columna vertebral para abrir los canales para permitir un mayor flujo de sangre natural y menos presión sobre los nervios. Técnicas especiales de manipulación de descompresión espinal son empleadas por quiroprácticos expertos para aliviar la presión sobre los nervios y vasos sanguíneos.

Una ventaja añadida para el tratamiento quiropráctico es su efectividad y seguridad de costes. El riesgo de lesiones relacionadas con el cuidado quiropráctico es extremadamente bajo. Muchos miles de personas han obtenido alivio del dolor de la columna vertebral con el tratamiento quiropráctico.

De hecho, existen muchos casos de personas con estenosis espinal, que después de repetidos fracasos con las terapias tradicionales, finalmente encontraron alivio al dolor cuando descubrieron el tratamiento quiropráctico para la estenosis espinal.