Negro (color) – wikipedia, la enciclopedia libre rx de columna lumbar normal

En el sistema de síntesis sustractiva de color, donde los colores se crean mezclando pigmentos o tintes (pinturas, colorantes, tintas), la tríada de colores primarios más usual es cian, magenta y amarillo. En este sistema, mediante la mezcla de los tres primarios se puede arribar a un color negruzco, pero no al negro; para representarlo es necesario contar con un pigmento de ese color.

El procedimiento de impresión por cuatricromía (que se usa para imprimir, por ejemplo, libros y revistas en color) emplea los tres colores primarios sustractivos (cian, magenta y amarillo) con el agregado de negro. De allí que un color para cuatricromía se describa mediante el porcentaje de tinta de cada uno de estos cuatro colores que entra en su composición.


Como este sistema cuenta con tinta negra, un área impresa en negro puede estar compuesta por K=100 (100 % de negro), es decir, por tinta negra pura; pero puede procurarse un negro más profundo mediante la mezcla de negro con los colores primarios. C=100 (100 % de cian), M=100 (100 % de magenta), Y=100 (100 % de amarillo) y K=100 (100 % de negro) da el negro más oscuro posible, pero en la práctica se usan menores proporciones de los colores primarios para evitar demoras en el secado de las tintas. Véase CMYK. En la cromosíntesis aditiva [ editar ]

En el sistema aditivo de síntesis de color, en el cual los colores se obtienen mezclando luz de color en lugar de pigmentos, los colores primarios son el rojo, el verde y el azul. Esto significa que cuando se trabaja con luz de color, basta con mezclar esos tres colores en diferentes proporciones para obtener todos los demás. En este sistema no es posible crear negro mediante mezcla; para representarlo se debe prescindir de la luz, o sea llevar los colores primarios a una intensidad nula.

Este sistema aditivo de colores luz es el que utilizan los monitores y televisores para producir colores. En este sistema, un color se describe con valores numéricos para cada uno de sus componentes (rojo, verde y azul), indicando al rojo con «R», al verde con «G» y al azul con «B». En una escala de valores de 0 a 255, el negro aditivo puro se expresa como R=0 (nada de rojo), G=0 (nada de verde) y B=0 (nada de azul). Véase RGB. Simbolismo y usos [ editar ]

En las sociedades occidentales "negro" es utilizado casi siempre con connotaciones negativas. Existen varias razones para ello, pero la más ampliamente aceptada es que la noche a lo largo de la historia ha sido experiencia humana negativa y peligrosa. Otra posible explicación es que las manchas son más visibles sobre un fondo pálido, y contrastan con un concepto cultural de "pureza". El negro y la discriminación racial [ editar ]

Escritores africanos, afro-caribeños y afro-americanos como Frantz Fanon, Langston Hughes, Maya Angelou, y Ralph Ellison identifican particularmente una cantidad de simbolismos negativos alrededor de la palabra “ negro”, arguyendo que el dualismo buenos versus malos asociado con blancos y negros llena de connotaciones racistas a la metáfora cromática racial. ( véase por ejemplo Negroide ).

En las sociedades occidentales, el negro se asocia también con la pena y el luto. Así muchos períodos de tiempo son etiquetados como “ negros” en referencia a acontecimientos nefastos o luctuosos. Ya los romanos marcaban a los días de celebración (fasti) con piedras blancas, y a los nefastos (nefasti) con negras.

• Muchas letras de canciones y poemas usan la palabra " negro" con connotaciones negativas, como "Back to Black" (de vuelta a lo negro) de Amy Winehouse, "Paint it Black" (Píntalo de negro) de los Rolling Stones, "Baby’s in black" de Los Beatles, "Black eyed dog" (Perro de ojos negros) de Nick Drake, "Fade to black" (Fundido en negro) de Metallica. El cantante Johnny Cash vestía siempre de negro.

• El término Agujero negro se aplica en astronomía al resultado del colapso gravitacional de una estrella. La razón es que según las hipótesis científicas, un agujero negro impide totalmente el escape de materia o energía, extremo de lo que sucede con una superficie negra sobre la que incide energía lumínica.