Síndrome de espalda fallida diagnostrum estenosis lumbar tratamiento

“Paciente de 48 años, varón, policía de profesión, acude a esta Unidad de Dolor por presentar desde hace 7 años dolor lumbar irradiado a miembro inferior izquierdo. El paciente relaciona el dolor con la movilización, aunque también se presenta en reposo con menor intensidad.

Se le diagnosticó hernia discal lumbar con radiculopatia L5-S1 izquierda y se propuso realización de discectomía y artrodesis vertebral. Esta operación se realizó hace cinco años con mejoría inicial del cuadro lumbar y solo ligera de la irradiación, sin embargo esta irradiación se fue incrementando durante los siguientes 8 meses, lo que aconsejó la revisión quirúrgica, encontrándose importante fibrosis en la zona operada.


En muchos aspectos es un modelo de biopic tipo: varón con mediana edad, dedicación profesional con una cierta penosidad física que, por una suma de factores, desarrolla una lumbociatalgia que no mejora con las medidas convencionales y tampoco con la cirugía, viéndose abocado a un tratamiento paliativo con un riesgo añadido por resultar intervencionista, amén de no lograr siempre un alivio completo.

Los pacientes que, tras una operación, no mejoran o incluso empeoran, los agrupamos en este cajón de sastre que es el Síndrome de Espalda Fallida. Se caracteriza por una sintomatología más intensa, casi siempre de irritación nerviosa y una expectativa escasa de mejoría.

Los sistemas implantables son las últimas balas en la recámara en nuestra pelea con el dolor. Las bombas de infusión administran pequeñas dosis de potentes analgésicos en la proximidad de la médula espinal. Los estimuladores son una especie de marcapasos que administra pequeñas corrientes eléctricas en la cercanía de vías nerviosas relacionadas con el dolor. El resultado es un cambio en la percepción del dolor, que se hace más controlable con las otras medidas de cuidados, hábitos y medicación, disminuyendo la dosis y frecuencia de uso.

Cuando analizamos estos datos siempre nos queda la duda de si no podríamos cambiar la historia natural de estos cuadros, mejorando los entornos laborales y los hábitos de vida. Y si una educación postural y un ejercicio moderado y continuo, no haría más difícil la aparición de los primeros síntomas.

Conseguir el riesgo cero es imposible. Las complicaciones y los efectos adversos se asocian con la acción y, muchas veces, la inacción acarrea más perjuicio todavía, pero una selección cuidadosa de los casos y una adecuación de los entornos laborales, mejoraría probablemente el pronóstico de éste y otros muchos pacientes.

Buenas tardes Dr. he encontrado su blog por casualidad y eso que llevo años mirando en internet. Tengo un problema que no lo resuelve ningun medico, principalmente traumatologos. Llevo tres años con una dolencia diaria q consiste en que no puedo estar sentada mas de 20 min y de pie lo mismo, sin empezar a sentir dolor, q solo se baja si me tumbo. Tuve que dejar el trabajo tras un año de baja. Aparentemente no se nota nada, pero he pasado por todos sitios, los medicamentos y parches descartados, me operaron de L4-5 con una disectomia y laminectomia xq tenia hernia, pero no irradiaba dolor a piernas, solo hormigueos leves. No se me quito nada, seguia sin poder sentarme y encima sin poder estar de pie ni andar mas de media hora. Esto fue en sep del 2013. He ido a muchas sesiones de fisios y osteopatas, acupunturas, medicina oriental, etc, 5 infiltraciones en unidad del dolor ( bloqueo facetario L4-L5-S1, infiltracion en coxi, en sacroiliacas, epidural y radiofrecuencia) y nada de nada. Sigo sin poder sentarme ni estar de pie. Me operacion del piramidal porque lo tenia muy tenso a ver si eso estaba aplastando algo. Nada. Finalmente y tras empeoramiento, ya q un medico me dijo q hiciera pilates, y ahi me mató, me artrodesaron L4-L5, teniendo protusion en L5-S1. Se me pasaron algunos dolores de todas las operaciones anteriores q no me dejaban ya ni estar sin dolor tumbada. La artrodesis fue bien, pero sigo igual tras 5 meses de la operacion. Hago ejercicios en casa, ando un poco pero me siento en cualquier silla y me duele , no trabajo xq no puedo, y si estoy de pie parada igual, necesito tumbarme. En el coche solo puedo hacer trayectos cortos. Soy de sevilla. Fui a pa clinica de navarra y alli me dijeron q tenia el sindrome de espalda fallida. Pero yo me resisto a pensar q esto es para toda la vida. Ahora estoy con abogado para pedir una incapacidad y asi mientras poder seguir con medicos q me busquen y me quiten xq no aguanto sentada ni de pie. No tengo nada reumatico y descartadas otras enfermedades. Son 3 años asi, empece con 35 años y mi vida se ha acabado, voy al psiquiatra pero yo no me siento bien porque no entiendo como avanza la medicina y ningun traumatologo, habre visitado 10 al menos, sabe decirme como se quita esto. Y yo para estar asi, sinceramente, no quiero estar. Gracias.